Blogia

Palos de la Frontera. Historia y verdad.

Reportaje sobre Palos

Realizado por el Excmo. Ayto. de Palos de la Frontera.
Turismo en Palos. En contrado en youtobe.

Es un estupendo audiovisual con un resumen sobre Palos de la Frontera, su historia y nuestra ciudad en la actualidad.

Topónimo "Palos de la Frontera". Parte I.

La historia del topónimo de Palos de la Frontera, es uno de esos apartados que han hecho correr ríos de tinta en muchas ocasiones. Y esto es así porque en torno a la denominación de Palos ha habido una controversia a lo largo de mucho tiempo, producida por un error histórico que ha hecho que le pusieran a nuestra ciudad un nombre que nunca ha existido mas que en las mentes, y en los libros, de quienes se dedicaron a copiar los trabajos que realizaron los primeros cronistas de Índias, sin hacer lo que realmente debe de hacer todo historiador, que es investigar y contrastar.

Aún hoy en día seguimos siendo testigos de cómo, en infinidad de sitios, manuales y libros se empeñan en seguir difundiendo un topónimo totalmente inexistente y erróneo: Palos de Moguer. La cosa no pasaría de anécdota, si no ocurriera que muchos le dan certidumbre al asunto, creyendo que por estar recogido en muchos libros ha de ser así. Y es que es mucho mas fácil extender un error que subsanarlo, y si además a la mayoría le parece un asunto menor, pues que le vamos ha hacer.

Quisiera comenzar poniendo un comentario realizado por Antonio Burgos, de su artículo Jerez, con su frontera, publicado en El Mundo de Andalucía, el 13 de enero de 1999, en el que criticaba lo absurdo del intento por parte del alcalde de Jerez de la Frontera, en aquellas fechas, Pedro Pacheco, de cambiar el nombre de Jerez de la Frontera y dejarlo solo en Jerez. En dicho artículo, Antonio Burgos comentaba lo siguiente:

… Tan absurdo que si le quitamos la Frontera a Jerez, ¿por qué se la dejamos a Morón, a Vejer, a Conil, a Arcos, a Cortes, a Palos? Pues no ha luchado nada Palos, para que España le reconozca su verdadero apellido legítimo de la Frontera y le quite el inclusero de Moguer... Como para que ahora venga Pacheco y quiera dejar de un plumazo a los palermos sin Frontera y los haga otra vez aldeanos de Moguer …

Y no le faltaba razón en la última línea, que ese apellido “ilegitimo”, sin querer, nos hacía aldeanos de Moguer, cosa totalmente alejada de la realidad, y sin fundamento como demostraremos a continuación.

Como comentaba en el primer artículo de los orígenes palermos, nos han llegado muchas leyendas y fábulas sobre los orígenes de Palos, donde incluso alguno lo identificaba con el "Palus Etrephea" romano (Laguna etrefea o erebea), es en este vocablo romano “palus-paludis”, que significa “laguna”, donde la mayoría ven el origen del topónimo palermo. Aunque según otros, como el lingüista Pancracio Celdrán, en su Diccionario de topónimos españoles y sus gentilicios, afirma que mas bien procede de la raíz prerromana pal- pala- que significa “ladera de inclinación muy acentuada”. Cualquiera de estos dos supuestos se pueden aplicar a Palos, puesto que ambos accidentes geográficos se dan y se han dado en la ciudad a lo largo de la historia, tanto “lagunas” o “marismas”, como “laderas inclinadas y acentuadas”, o como diríamos los palermos, “cuestas”.

Como comentario, decir que personalmente me parece mas acertada la versión “palus-paludis”, puesto que como he indicado este pueblo está rodeado de múltiples lagunas, esteros y marismillas. Esto lo apoya el P. Fray Ángel Ortega, en su obra “La Rábida, Historia Documental Crítica”, verdadera obra maestra sobre La Rábida, los lugares Colombinos y los acontecimientos del descubrimiento, también lo apoya el lingüista Salvador Costa Parga, de Argentina, o el historiador Julio Izquierdo, que ha indicado en alguna ocasión, como en sus muchas investigaciones ha encontrado múltiples referencias a muertes entre los palermos por la enfermedad de las lagunas y marismas, el “paludismo”, palabra que también procede del latín “palus-paludis”.

Creo que, aunque hay otras muchas variantes y explicaciones del topónimo, las mas seguras ya las damos por comentadas.Pasemos por tanto a la historia de la denominación de nuestra ciudad.

Palos de la Frontera nace para la historia, documentalmente hablando en el 1322, como ya citamos en el anterior artículo de los orígenes, cuando Alfonso XI, después de la reconquista de Niebla, lo dona a Don Alonso Carro y Doña Berenguela Gómez. En 1379, Juan I volvió a entregarlo a Don Álvar Pérez de Guzmán, como ya dijimos padre-fundador de la villa de Palos. En esta documentación antigua, podemos comprobar como se refiere a Palos como el "lugar de Palos" la “casa de Palos” o la “heredad de Palos”.

En los archivos históricos de España podemos encontrar abundante documentación de todo tipo, donde se recogen muchísimos datos sobre la villa de Palos, sobre mandatos reales a la villa, ordenanzas, actas de todo tipo, etc. Etc., y podemos comprobar que siempre se refieren a nuestra localidad con la denominación “Palos” sin mas añadido que aquello de “villa de …”, que se anteponía a la mayoría de localidades. En las investigaciones del historiador Julio Izquierdo Labrado, y las que he realizado yo mismo en el portal de archivos españoles “PARES” , no se ha encontrado ningún documento anterior al año 1642 donde se le añada a Palos ningún apellido.

Entre estos documentos históricos quisiera reseñar uno por su importancia, y es la Real Provisión que los Reyes Católicos remitieron el 30 de abril de 1492, a Diego Rodríguez Prieto y a otros compañeros suyos, vecinos de Palos en la que se les instaban a que tuvieran preparadas dos carabelas aparejadas para el viaje descubridor :

Real Provisión de los Reyes Católicos

DIRIGIDA A CIERTOS VECINOS DE PALOS PARA QUE ENTREGUEN A CRISTOBAL COLON DOS CARABELAS

Granada, 30 de Abril de 1492.

Don Fernando e Doña Ysabel por la gracia de dios Rey e Reyna de Castilla, de León, de Aragón, de Secilia, de Granada .... A vos, Diego Rodríguez Prieto, e a todas las otras personas vuestros compañeros e otros vezinos de la villa de Palos e a cada uno de vos, salud e gracia. Vien sabedes como por algunas cosas fechas e cometidas por vosotros en desserbicio nuestro, por los del nuestro Consejo fuistes condenados a que fuésedes obligados a nos serbir dos meses con dos carabelas armadas a vuestras propias costas .... E agora, por quanto nos avemos mandado a Christoval Colón que vaya con tres carabelas de armada, como nuestro capitán de las dichas tres carabelas, para ciertas partes de la mar océana sobre algunas cosas que cunplen a nuestro servicio e nos queremos que llebe consigo las dichas dos carabelas con que asy nos aveis de servir …

Otros documentos relativos al primer viaje colombino, a palermos que fueron en el mismo, a los valerosos Hermanos Pinzón y sus descendientes, sobre los famosos pleitos colombinos, etc., encontramos en todos los archivos históricos, y en todos ellos se indica siempre el mismo termino: “villa de Palos”. Dejamos otra aportación, que es una Capitulación otorgada a Vicente Yáñez Pinzón, de septiembre de 1501, donde se indica nuevamente como “Villa de Palos”:

Capitulación otorgada a Vicente Yáñez Pinçón

Sobre los territorios descubiertos por él en su anterior viaje, con título de Capitán - Gobernador de los mismos

Granada, 5 de septiembre de 1501

«El Rey e la Reyna.- El asiento que por nuestro mandado se tomó con vos Bicente Yáñes Pinçón sobre las islas e tierra firme que vos aveys descubierto es lo syguiente:» Primeramente, que por quanto vos el dicho Bicente Yáñes Pincón, vecino de la villa de Palos, por nuestro mandado e con nuestra licencia e facultad fuistes a vuestra costa e mynsión con algunas personas e parientes e amigos vuestros, a descubrir en el mar océano a las partes de las Yndias con quatro navios, adonde con el ayuda de Dios Nuestro Señor e con vuestra yndustria e trabajo e diligençia descobristes ciertas yslas e tierra firme, [a lasl que posistes los nonbres siguientes: Santa María de la Consolación e Rostro Hermoso; e dende allí seguistes la costa que se corre al Norueste fasta el Río Grande que llamastes Santa María de la Mar Dulce; e por el mismo Norueste toda la tierra de luengo fasta el cabo de San Biçente, que es la misma tierra, donde por las descobrir e allar posistes vuestras personas a mucho riesgo e peligro por nuestro servicio. e sufristes muchos trabqjos e se vos recreció nuchas pérdidas e costas. E acatando el dicho seruicio que Nos fezistes e esperamos que nos hareys de aquí adelante, tenemos por bien e queremos que, en quanto nuestra merced e voluntad fuere, ayades e gozedes de las cosas que adelante en esta capitulación serán declaradas e contenidas ...

Entonces, ¿por qué ha pasado a los libros, enciclopedias y manuales de estudio el incorrecto término "Palos de Moguer"? Pues podríamos decir que por una simple cuestión de desconocimiento de la realidad de estas dos localidades, Moguer y Palos de la Frontera. Nos indica Julio Izquierdo que en el siglo XVI los primeros cronistas de Índias, Gonzalo Fernández de Oviedo y Francisco López de Gómara, creyeron que estas dos localidades –que aportaron tantos marineros a la empresa– eran una sola y crearon ese incorrecto término. De ahí a que pasara a los libros y manuales de estudio, no hizo falta mucho, dada la categoría de los cronistas todo el mundo lo dio por valido y se extendió con la rapidez que lo hace la pólvora. Cosa que también denota la falta de actitud crítica por parte de muchos, que en vez de hacer investigación seria, en muchos aspectos se dedicaron a copiarse dócilmente unos a otros.

Aquí dejo la primera parte de este articulo, donde como hemos demostrado la denominación de esta histórica ciudad es únicamente PALOS, sin mas, y tan solo precediéndole aquello de “casa de…”, “lugar de …” o “villa de …”. Y así seguirá siendo hasta mayo de 1642 donde, por fin, el concejo palermo decide adoptar el apellido “de la Frontera”, pero esto ya lo dejaremos para la segunda parte de este artículo.


Bibliografía y enlaces consultados:

Archivo General de Indias, PATRONATO,295,N.3. Aparejo de carabelas en Palos para partir con Cristóbal Colón.

Archivo General de Indias, INDIFERENTE,418,L.1,F.36-38V. Asiento con Vicente Yáñez Pinzón.

ORTEGA, fray Ángel. La Rabida. Historia documental crítica. 4 vols. Sevilla, 1925

IZQUIERDO LABRADO, Julio: Palos de la Frontera en el Antiguo Régimen (1380-1830). Huelva: Instituto de Cooperación Iberoamericana / Ayuntamiento de Palos de la Frontera, 1987.

IZQUIERDO LABRADO, Julio. “Sobre el nombre de Palos de la Frontera.”

wikipedia: Topónimo de Palos_de_la_Frontera Artículo creado por mi, y edición casi al completo mía.

Orígenes palermos.

Es conocido que por la zona del Tinto-Odiel encontramos vestigios de muchas y diversas civilizaciones. Encontramos en la zona indicios de poblamiento ininterrumpido desde el paleolítico superior, además de múltiples leyendas, mezcladas con realidad histórica, que nos hablan de la estancia de las civilizaciones fenicias, filisteas (en Mazagón), tartésicas, romanas, visigodas y musulmanas. No faltando incluso quien supone la fundación de Palos mucho más atrás en el tiempo, atribuyéndosela a Tubal, cuarto nieto de Noé.

Según el poeta romano Rufo Festo Avieno, el río Tinto –el Urium de los romanos– sería el verdadero Íberus, que da nombre a la península y no el de los vascones:

Iberus inde manat amnis et locos
Foecundat unda ;
plurimi ex ipso serunt,
dictos Hibero; non ab illo stumine
quod inquietos Vascones praelabitur


Tiene allí el Íbero la fuente
Y con sus ondas fecundiza el suelo;
Muchos afirman que de el,
No del otro que en Vasconia nace
Íberia toma su nombre.

El cerro donde está emplazada La Rábida, también está rodeada de las múltiples leyendas y fábulas que la tradición le ha otorgado a la zona. Autores clásicos identifican La Rábida con el “Rus Baal” fenicio, o con el mítico Palus Etrephea –Laguna Etrefea– (la mayoria ven en "Palus" = "Laguna" el origen etimológico de Palos), antes llamado Cabezo del Infierno, un templo dedicado a Proserpina, diosa de la rabia, que luego sería cristianizado por Ciriaco, sacerdote de Sevilla, que consagraría el templo al culto del verdadero Dios, dedicándolo a María Virgen, Madre de Jesús. Mas tarde pasaría a dominación árabe con el nombre de Rabhita, que significaría templo o morabito despoblado, ermita donde moran hombres retirados del mundo dedicados a obras religiosas, y algún que otro significado más.

Palos fenicio, tartésico, romano, visigótico o musulmán, ciertamente vemos como los orígenes palermos están rodeados de historias míticas, no faltos de ciertos datos algunos de ellos, pero que se cofunden fácilmente con leyendas y fábulas.
Lo cierto es que Palos sería una alquería de Niebla hasta el 1322, fecha en la que nace a la historia, documentalmente hablando. Y es la «confirmación de Alfonso XI, a D. Alfonso Carro y a Berenguela Gómez su mujer de la merced de la casa de Palos. Fecha en Valladolid, 7 de marzo, 1322.»

De esta forma se separa de lo que había sido el reino almohade de Niebla, al que seguió perteneciendo aún después de su conquista a mediados del siglo XIII. Palos era por estas fechas, como se cree que fue en toda su anterior historia, un núcleo de población muy pequeño que subsistía de la pesca litoral, aprovechando las cualidades que, como puerto interior, al abrigo del viento y los ataques piráticos, ofrecía el río Tinto.
Aquella primera casa, la vemos convertirse en “lugar” o en casi “villa”, fortificada y con castillos sobre el Tinto, porque con la misión de la defensa contra cualquier invasión, la han recibido sus señores.

Por último, Álvar Pérez de Guzmán, cuando tenia tan sólo catorce años, recibe de Juan I de Castilla, en 1379 la villa de Palos. Es a Alvar Pérez de Guzmán al que se le podría considerar padre-fundador de la villa palerma, puesto que consigue de los monarcas eximir de impuestos a las primeras 50 familias que se instalan en Palos para repoblarla.

 

 

Bibliografía y enlaces consultados:

ORTEGA, fray Ángel. La Rabida. Historia documental crítica. 4 vols. Sevilla, 1925

IZQUIERDO LABRADO, Julio: Palos de la Frontera en el Antiguo Régimen (1380-1830). Huelva: Instituto de Cooperación Iberoamericana / Ayuntamiento de Palos de la Frontera, 1987.

http://es.wikipedia.org/wiki/Palos_de_la_Frontera

http://es.geocities.com/julioil/

Saludos a todos.

Sed todos bienvenidos a este sitio donde pretendemos darle el lugar que se merece, a la ciudad que todo lo dio en pro de la aventura más trascendental de la historia, después del nacimiento de Jesucristo, el Descubrimiento de América.

Pretendemos dar a conocer al máximo a Palos de la Frontera, ciudad tantas veces olvidada, y tantas veces injustamente tratada, además de haber sido denominada con un nombre erróneo y que no le corresponde.

Esperamos también recibir la ayuda y colaboración de todos aquellos que estéis interesados en dar a conocer esta bella ciudad cargada de historia y con tantos héroes entre sus hijos ilustres.

Para concluir os dejamos un pequeño párrafo del P. Fray Ángel Ortega de su obra: La Rábida. Historia documental crítica, donde escribió una definición de Palos que hace justicia y refleja una verdad que nadie le puede arrebatar a esta humilde pero gran localidad:

"Palos es por excelencia y en toda la extensión de la palabra, el pueblo Colombino(1) de la tierra. (...) El pueblo natal de los marinos, la tierra de toda empresa del Descubrimiento. De hecho, hoy la ciudad más humilde porque todo lo dio, porque nada se dejó para si misma y nada trajo a sus arcas del oro ni de la sangre de las Indias, -perfecta imagen y vivo retrato de España, exhausta y envejecida en la función maternal, fecunda y nobilísima- es, por derecho propio, la capital de España-América."

 

Saludos, desde Palos de la Frontera.

 

 

(1)Podríamos decir también, con toda justicia, la ciudad Pinzoniana por excelencia, porque sin los gloriosos Hermanos Pinzón, poco habría hecho el Almirante Colón, al menos en aquella época y esta zona.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres